Archivo del sitio

Naunet Teuris


Naunet Teuris fue hace mucho, mucho tiempo una malvada reina que gobernó con mano de hierro un antiguo y magnifico reino. Viviendo entre la riqueza y placeres; rodeada de centenares de esclavos, pronto fue conocida como la reina mas malvada y egoísta de la historia del reino.

Sin embargo, por razones que ella misma no recuerda, un dia se despertó en un mundo desconocido para ella y ahora, su sueño es volver a dominar este nuevo mundo y no conformarse con un solo y miserable reino. Despues de todo ella esta destinada a la grandeza y todos deben inclinarse ante ella.

 

Con estas fichas estare iniciando una nueva serie de historias sobre la liga femenina del mal. En ratos, cuando tenga tiempo ire actualizando esta historia.

Legacy Flores – Capitulo 2: Perdida en el bosque de los muertos vivientes


Parece que el tiempo me esta jugando una mala pasada. Pensé que aun faltaría mucho tiempo para el anochecer. Y aquí estoy. Siendo devorada por un enjambre de mosquitos en mitad de la noche. Pero bueno, habrá que verle el lado positivo al asunto. Son mosquitos y no zombies. Parece que el que me haya adentrado tanto en el bosque y alejarme tanto de la civilización sirvió para que ninguno de esos cadáveres andantes me siguiera desde la autopista.

Aunque a estas alturas, me empieza a preocupar el agua y la comida, no creo que pueda hacer mucho de noche. Tendré que descansar un poco, tratar de dormir y ya mañana intentare buscar alimento.

Hacia tanto que no veía un cielo tan despejado….

Bueno, los veía a diario en la granja, cuando terminábamos el trabajo y el abuelo y yo tocábamos la guitarra para entretenernos un poco. Pero pareciera que ha pasado tanto tiempo de eso, que se siente como si hubiera sido en otra vida.

Bueno, ya, estoy exagerando, apenas es el primer dia del apocalipsis zombie y ya pareciera que tengo un año sobreviviendo a él. Mejor será dormir.

Dia 2

El segundo dia; pues nada interesante en toda la mañana. Sigo tratando de encontrar comida y agua, o en su defecto algo de civilización.

Llevo caminando ya un par de horas tratando de seguir lo que parecen senderos. Si hay senderos, debe de haber gente o animales en algún lado y por tanto, comida o agua.

Empiezo a perder un poco las esperanzas, cuando a lo lejos veo una extraña figura

El alma vuelve a mi cuerpo. ¡Otro sim! ¡Al fin!, después de tanto vagar por el bosque, parece que al fin he encontrado a otro superviviente. Al menos entre dos la busqueda de suministros debe de ser pan comido (Pan… que hambre empieza a hacer…) ¡Reacciona Celia! ¡Reacciona! Primero que nada atraer su atencion y despues averiguar si tiene algo de comida consigo.

– ¡Hola amigo superviviente!

 ¡Me llamo Celia!

 ¡Soy humana, no te alarmes!

Vaya, creo que esa es la presentación adecuada. No sabría que mas decir… espero que no te hayan mordido (Seria algo descortés de mi parte)

¿Tendrás algo de comida?  (Tendré que usar todas mis habilidades femeninas si quiero que me comparta de su comida).

Al menos se esta acercando, aunque algo lento ¿Sera que está igual o mas cansado que yo?.

Y su piel se ve algo pálida ¿Sera por la sombra de los árboles? pero si apenas tenemos un par de días de apocalipsis zombie…

!!!!!!!!!!!!!

¡¡¡Nooooooooooooo!!! ¡No quiero morir joven y hermosa!

 Dia 2 (De nuevo)

Es la ultima vez que me voy a la cama con el estómago vacío. Ya estoy empezando a alucinar por causa del hambre.

Aun así, fue un sueño muy vívido y eso me recuerda la terrible situación en la que estoy.

Pues, si, a inspeccionar el bosque. No puedo creer que no haya algo bueno que comer entre tanta planta.

Si tan solo recordara lo que decía mi abuelo sobre plantas comestibles. El era un experto en esas cosas.

Solo recuerdo que decía: “Éstas no, Celia. Éstas nunca. Estarías muerta antes de que lleguen a tu estómago”

Lo malo es que no recuerdo si se refería a estas moras o a estas otras.

Estoy comenzando a pensar que mi abuelo estaba algo chalado o probablemente leyó esas cosas en algún libro de ficción y se estaba burlando de mi.

Como sea, no esta de mas recoger un poco de estos frutos, tal vez me anime a comerlos después.

Dia 3

Sigo sin atreverme a probar las moras. Me da mala espina. Ahora es cuando empiezo a arrepentirme de jamas haberme esforzado en las tareas de la granja, nunca aprendí mucho sobre plantas y no tengo ni idea de como saber si estas moras son venenosas o no

Por fortuna, a mediodía he dado con un río.

He saciado mi sed, pero no he visto rastro alguno de peces y aunque los viera, no se pescar. (Tomo nota de no separarme mucho de este río)

Decidí seguir con mi recolección de plantas. Si voy a vivir en este bosque tengo que empezar a conocerlas. Tal vez alguna sea medicinal y puedo necesitarlas después, aunque de momento no tenga idea de para que puedan servir realmente.

Me empiezo a volver menos exigente.

Por la tarde me tope con un nido de escarabajos y pues….

Digamos que esta noche no pasare hambre

Continuará…

A %d blogueros les gusta esto: